Posteado por: tucidides | 5 mayo 2010

Buscan derogar política de no confrontación

Por Melissa Correa Velázquez
EL VOCERO Martes 04 de Mayo de 2010 04:00

Dos estudiantes de la Escuela de Derecho y dos alumnos del Recinto Universitario de Mayaguez (RUM) de la Universidad de Puerto Rico solicitaron al Tribunal federal que emita una Sentencia Declaratoria a los efectos de que la política de no confrontación sea declarada inconstitucional.

Asimismo, los estudiantes de Derecho José Carlos Vélez Colón, Minnesha Passalacqua y los alumnos Richard Ruiz y Domingo Ruiz del RUM piden a la jueza federal Carmen Consuelo Vargas de Cerezo que ordene la apertura de los portones del referido centro docente.

Los estudiantes demandaron al presidente de la UPR, José de la Torre y a los miembros de la Junta de Síndicos por supuestamente condonar la política de no confrontación.

Inicialmente, la demanda había sido radicada el 23 de abril, pero se había mantenido sellada. Ayer, los estudiantes radicaron una demanda enmendada.

Los demandantes solicitan una orden de interdicto permanente para prohibirle a los demandados el establecimiento de la política de no confrontación.

El grupo de estudiantes alega que se le ha privado de su interés propietario en violación a la Décima y Decimocuarta enmienda de la Constitución estadounidense.

Vélez Colón y Passalacqua están supuestos a obtener su ‘juris doctor’ en junio de este año. Vélez Colón expone que ya pagó su solicitud para someterse a la prueba para ejercer la práctica de la abogacía en California. Su examen es en julio próximo. Entretanto, Richard Ruiz, quien es miembro del Ejército estadounidense, debe comenzar un entrenamiento el 4 de junio. Mientras que Ruiz es estudiante de Ingeniería del RUM y menciona que una compañía en Estados Unidos le ofreció empleo, por lo que necesita concluir sus estudios.

“A través de la huelga, un grupo minoritario de estudiantes ha tomado control de toda la UPR e ilegalmente cerraron la misma lo que le ha prohibido a estudiantes y a maestros a finalizar las clases. Como consecuencia de esto, los demandantes no han podido atender las clases. Lo más importante, los demandantes no tienen certeza de cuándo esos estudiantes cesarán de su práctica de prohibirles culminar sus clases y por consecuencia su año escolar”, expresa la demanda.

El caso sería presidido por el juez federal Francisco A. Besosa, pero éste se inhibió. Luego le fue asignado al juez Gustavo Gelpí, quien también se inibió. Finalmente, la juez Carmen Consuelo Vargas de Cerezo lo presidirá.

Fuente: http://www.vocero.com/component/content/article/50-news/4830-buscan-derogar-politica-de-no-confrontacion.html

Anuncios

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: